CONSEJOS PARA ACERTAR CON TU TALLA DE ROPA

Hoy en día realizamos la mayoría de nuestras compras por Internet, ya sea desde cualquier tontería, pequeños electrodomésticos o la ropa. Y seguramente, cuando has leído el título del artículo lo primero que te ha venido a la mente ha sido la frustración con las tallas y te hayas imaginado preguntándote: ¿Cómo puede ser que aquí tenga x talla y ahora necesito una talla más?

¡Es un lío! Dar con la talla correcta a veces resulta más complicado de lo que parece y si esto lo sumamos a que cada vez más realizamos las compras online, se convierte en toda una aventura. De hecho, solo un 9,3% de los consumidores se atreve a comprar una prenda sin probársela en tienda. Y los que sí lo hacen, suelen pedir varias tallas y luego devolverlas. ¿El problema? Perdemos mucho tiempo.

La solución más fácil y que podríamos darte por nuestra parte es comprar solo en una tienda, pero claro a nosotros también nos pasa y por ello queremos ayudarte a solucionarlo. Realmente tienes que conocer tu talla para poder saber la idónea.

 

CONOCE TUS MEDIDAS

Conocer tus dimensiones te ayudará a poder revisar y acertar con las medidas. Sobre todo, te recomendamos medirte pecho, cintura y caderas para cubrir con la mayor parte de las prendas.

CONOCER LAS EQUIVALENCIAS ENTRE TALLAS

Cuando compramos en internet lo hacemos de forma internacional y ahí está el principal fallo. No conocemos las equivalencias y creemos que nuestra talla de España va a ser la misma en estados unidos (por ejemplo) ¿La M, una 40, la 10?. En nuestro caso, que ya contamos con un patrón especial, las equivalencias las tenemos para USA y México.

 

LEER BIEN LA DESCRIPCIÓN

En cada prenda, suele haber una descripción de la prenda y de su composición. Esto nos permite acertar mucho más si también hemos tomado nuestras medidas. Tómate tu tiempo en leer bien la descripción del producto y fíjate también en el corte y el tejido utilizado (algunos suelen ser más holgados y otros más ajustados, ten esto en cuenta a la hora de consultar las dimensiones).

 

Y por último, si dudas entre 2 tallas, decántate por la grande, ya que siempre será más sencillo arreglar algo que te quede un poco holgado. ¿Y tú, que consejos tienes para no fallar con las tallas?

Carrito de la compra

0

No hay productos en el carrito.